[Guia] ¿Cómo recalentar la tarta de embudo?

Ciertas fragancias le tienen la posibilidad de llevar a un recuerdo concreto en un momento, realizando que se sienta cubierto de la alegría de los tiempos pasados. Los pasteles de embudo son de estos fragancias, cuando menos para mí.

Toda vez que voy a una feria, tengo la tentación de obtener mi depósito de tortas de embudo para llevármelo a casa, con lo que no debo ir otro día sin su aroma mágico. Hay algo tan simple sobre la masa frita salpicada de azúcar que hace destacar el niño que tengo.

En verdad, adquirí porciones enormes de pastel de embudo para ir antes y asimismo las hice en lotes enormes. He tenido una curva de estudio bastante pronunciada sobre de qué forma calentar el pastel del embudo sin transformarlo en un desastre envuelto, pero estoy presto a comunicar sus misterios para tener éxito.

Pastel de embudo crocante o húmedo

La primera cosa que hay que elegir es si elige sus pasteles de embudo húmedos o crocantes. Voy a ser sincero, regresar a calentar un pastel de embudo jamás va a tener un gusto tan exquisito como en el momento en que sale de la freidora, pero puede estar muy cerca.

Aquí tiene una hoja de trampas rápida: utilice un microondas para un pastel de embudo masticable y un horno para pasteles crocantes. Son exquisitos en las dos direcciones, pero durante los años aprendí ciertos avisos avanzados para acrecentar las opciones de conseguir una textura increíble.

microondas

Por encantan los pasteles de embudo húmedos y masticables, el microondas es la decisión idónea para nosotros. Para eludir que estén mojados o sequen, ponga una toalla de papel sobre un plato capaz para microondas, añadir el pastel de embudo y, ahora, tapar con el otro radical de la toalla de papel.

Acrecentar la configuración a lo largo de unos 20 segundos y, ahora, gire el pastel y calentar a lo largo de unos 10 o 15 segundos mucho más.

horno

Si elige un pastel de embudo mucho más crocante, el horno va a ser una herramienta mejor.

Tiene 2 opciones.

Si tiene pasteles de embudo para calentar, vuestra opción mejor es calentar el horno a 350 ° F, cubrir una plancha de horno con papel sulfurizado y poner sus pasteles de embudo. Para eludir que se sequen, cubre el papel de horno con papel de aluminio. Hornear desde 10 minutos, sacando el papel de aluminio en el minuto 8.

Si solo tiene un pastel y con prisa agobiada para gozar, calentar el horno a 450F y ponga el pastel de embudo hasta 3 minutos de forma directa al bastidor central. Estad alerta al precio y, si comienza a parecer que pasa de un exquisito cobrizo dorado a un cobrizo obscuro mucho más amenazador, retírelo antes que se vuelva negro.

Mezcle herramientas

Si no está totalmente satisfecho con el resultado de ninguno de los 2 métodos de recalentamiento precedentes, un auténtico apasionado del pastel de embudo combinará los puntos fuertes de los dos.

Asegúrese de que el horno se ha calentado antes a 450F. Envolver su pastel de embudo con toalla de papel y microondas a lo largo de 30 segundos. Ponga a la reja central del horno a lo largo de 1 minuto. Esto le daría la combinación especial de un interior despacio y caluroso y un exterior levemente crocante y caramelizado.

el horno

Si no te importa la iniciativa de algo mucho más de aceite, puede rehacer sus pasteles de embudo. No requiere bastante aceite a fin de que sus pasteles ahora han absorbido el aceite una vez.

Calentar precisamente una cucharada de aceite de cacahuete, aceite de coco u otro aceite de gusto neutro en una sartén a fuego medio. No quiere que la temperatura sea bastante alta pues hay que calentar todo el pastel sin quemarlo.

Ponga su pastel en un embudo a lo largo de 1 minuto y después gírelo a lo largo de solo 30 segundos. No quiere que la parte de arriba se quede en la sartén a lo largo de un buen tiempo, puesto que el azúcar quemará. Dele la vuelta y, si todavía no te hace bastante calor, puede dejarlo en situación vertical un minuto mucho más. Esto debería ofrecerle un aspecto exterior crocante al mismo tiempo dejaros con un centro despacio y satisfactorio.

Hornear su pastel de embudo desde el princípio

Hay algo particular en la adquisición de pasteles de embudo en una cocina móvil inteligente aparcada en un centro de exposiciones o fuera de un estadio de fútbol, ​​pero en ocasiones no desea salir de casa para obtener una de estas exquisiteces . La buena nueva es que son increíblemente simples de realizar en el hogar.

Como se puede acertar por el nombre, los pasteles de embudo desarrollan vertiendo la masa mediante un embudo y en aceite ardiente. Gire su embudo para conseguir una creación única con cada pastel.

La masa es bastante simple, afín a la pasta de rosquilla o de panqueques, y puede usar cualquier aceite que quiera, pero idealmente algo con un gusto neutro. El aceite de cacahuete es una alternativa frecuente, de la misma el aceite vegetal habitual. En lo personal, me chifla el gusto añadido del aceite de coco a mis pasteles de embudo. Una vez frito, elaborar azúcar en polvo u otros elementos para ornamentar.

elementos

  • Aceite preciso para freír
  • 2 huevos
  • 1 taza de leche
  • 1 taza de agua
  • 1 cucharada chica de extracto de vainilla
  • 3 tazas de harina para todos y cada uno de los usos
  • 1/4 taza de azúcar
  • 2 cucharaditas de polvo de hornear
  • 1/2 cucharada chica de sal
  • Azúcar en polvo para espolvorear y / o coberturas auxiliares

direcciones

Empieze calentando el aceite de la freidora a 375F.

En un tazón grande, elaborar los elementos húmedos batiendo los huevos y añadir la leche, el agua y la vainilla. Prosiga batiendo hasta el momento en que quede todo bien mezclado.

En un bol separado, elaborar los elementos secos. Combinar bien el azúcar, el polvo de hornear y la sal con la harina. En el momento en que esté bien mezclado, comience a añadirlo poco a poco a sus líquidos y prosiga mezclando o batiendo hasta el momento en que la masa quede completamente lisa.

Prepare una estación de vertedero poniendo una reja de refrigeración sobre una placa de horno y prepare su embudo, ahora está a puntito de empezar la diversión.

Ponga el dedo en la parte de abajo del caño del embudo y utilice la otra mano para verter algo de masa en el embudo. ¿Usar todo cuanto hay en el embudo de conversión para un pastel, conque llénelo según el tamaño esperado que sea. El primer pastel de embudo de conversión puede ser un tanto probador y erróneo, pero es una técnica que va a deber gobernado con su segundo vertido.

Sostenga el embudo a una distancia segura del aceite ardiente, cuando menos bastantes centímetros, y separar el dedo del caño. Conforme la masa se hunde en el aceite ardiente, mueva el embudo en espiral continua hasta el momento en que se vuelca toda la masa. Use una espátula para combinar hasta la última gota de la freidora.

Dejar descansar su pastel a lo largo de 2 minutos y, ahora, utilice una aleta o unas pinzas de acero inoxidable para embutir la tarta del revés. Se sostendrá flotando en la área, con lo que hay que ofrecer la vuelta para cocerla por los dos lados. Dejar sofreír 2 minutos mucho más y, ahora, retírelo esmeradamente. Dejar chorrear el exceso de aceite en la reja de refrigeración lista mientras que se reitera el desarrollo con el resto de la masa.

Diseminar sus pasteles de embudo con azúcar en polvo y comed los aún calientes.

Realice un pastel de chocolate sin embudo

Sólo algunas de las cocinas traen un embudo, pero eso no significa que se le deban denegar los pasteles de embudo. Hay múltiples elecciones que puede emplear para hallar exactamente los mismos desenlaces.

Descubra qué tiene a mano y también intente una de las próximas resoluciones:

  • Use una bolsa ornamental para poner la masa en el aceite ardiente.
  • Si no dispone, verter la masa en una bolsa Ziploc grande, segileu bien y, ahora, recortar entre las esquinas inferiores para llevar a cabo un caño.
  • Si tiene una mano permanente y confiable, puede verter la masa en una taza medidora grande con un caño vertedero.
  • Busque una botella vieja de expresión que inicialmente se usaba para salsa de tomate o mostaza y, tras cerciorarse de que está muy limpia, rellena con la pasta y usarla para exprimirla al óleo ardiente.

Lleve a cabo un pastel de embudo sin freír

Todo el planeta debería poder ingresar a pasteles de embudo calientes en el momento en que brote la necesidad, y no tener una freidora no es fundamento para prescindir de él. Cualquier sartén, cazuela, horno holandés o aun un wok puede realizar el trabajo por usted.

Solo debe cerciorarse de que sea suficientemente profundo a fin de que logre calentar cuando menos una pulgada o 2 del petróleo y aún quedan menos 2 pulgadas pues su aceite no amenace con burbujas laterales.

Es una gran idea tener un termómetro de aceite que logre poner en la sartén para cerciorarse de que el aceite esté bastante ardiente. ¿Está apuntando a 375F. Si no posee un termómetro, hay un consejo útil para evaluar su aceite y solo precisa una cuchara de madera. Aun un palillo de madera lo va a hacer.

Calentar el aceite mientras que elaborar la masa. En el momento en que esté listo para probarla, tome una cuchara de madera y sumergir la al óleo. El aceite empezará a hervir en torno a la cuchara si es suficientemente ardiente.

Si hace bastante calor, el hervor va a ser durísimo y violento y va a deber enfriar un tanto el aceite antes de añadir la pasta.

En el momento en que el aceite esté próximo, prosiga adelante y verter la masa en la sartén como se ha descrito previamente. Debe tener precaución en el momento en que da un giro su pastel de embudo, puesto que no posee tanta margen para flotar sobre la área del aceite en una sartén como en una freidora. Asegúrese de que la aleta esté bien debajo y gire delicadamente para no rociar sesión con aceite ardiente.

Los más destacados elementos para el pastel de embudo

La forma de ornamentar su pastel de embudo solo está limitada por su imaginación. El azúcar en polvo es tradicional y exquisito, pero existen muchas opciones para escoger.

Hete aquí ciertas ideas para realizar girar las ruedas:

  • Mantequilla de maní ardiente y malvaviscos
  • Canela, nuez moscada y jengibre en polvo, más que nada con picante en invierno
  • Helados de cualquier gusto, salvo quizás chicle, que resultaría bastante extraño con un pastel de embudo
  • Medicamento, pero no solo el medicamento de panqueques, intente el medicamento de bayas o el medicamento de arce dorado
  • Jarabes de helados, como la salsa de chocolate o caramelo
  • Frutos secos bien picadas o jengibre confitado
  • Patatas fritas de caña de azúcar
  • cariño
  • Helado de queso
  • Coco de molienda o rayado
  • Almendras en rodajas, nuevos desmenuzadas o pistachos trozados
  • Para una exquisita sorpresa, torrar unas semillas de sésamo.

Como almacenar el pastel de embudo

Si tiene restos, la mejor forma de almacenarlas es en un contenedor hermético a temperatura ámbito. Si tiene bastante capas de pañales, puede poner una hoja de papel vegetal o una toalla de papel para absorber el exceso de grasa y eludir que se peguen.

Van a durar en el mostrador de 3 a 4 días. Si elige colocarlos en el frigorífico, puede llevarlo a cabo, pero asegúrese de que estén sellados del aire exterior, puesto que se seque mucho más velozmente en el frigorífico.

Si no espere comerlo en los próximos días, asimismo puede congelar los pasteles del embudo. Lo destacado es congelarlos individualmente en bolsas Ziploc o envoltorios de plástico capaces para el congelador para eludir que se peguen y que sean mucho más simples de descongelar de uno en uno, según sea preciso.

En el momento en que esté listo para comerlos, puede calentarse con alguno de los métodos precedentes, pero puede ser preciso un tanto mucho más de tiempo para calentarlos y congelarlos. Tenga particular precaución en el microondas a fin de que no queden mojados. El horno o la sartén es probablemente una apuesta mucho más segura.

cuestiones similares

Se tienen la posibilidad de freír pasteles de embudo en aceite de oliva?

Puede freír pasteles de embudo en aceite de oliva, pero la mayor parte de la multitud usa una alternativa de gusto mucho más neutral, como aceite de semilla de uva, aceite de soja o aceite de semilla de uva. El aceite de cacahuete y el aceite de coco asimismo son opciones populares, puesto que aportan un gusto complementario a este dulce. Si va adelante con aceite de oliva, prepárese para conseguir una sombra un tanto mucho más exquisita.

Los pasteles de embudo son veganos?

La mayor parte de las recetas de pasteles con embudos usan huevos y leche, con lo que no, por norma establecida, no son veganos. Si quiere llevarlo a cabo su casa, puede abandonar los modelos de procedencia animal y, aún de esta forma, realizar una masa bastante compacta.
Pruebe la receta siguiente para 4 pasteles de embudo veganos:
- 3 tazas de leche de soja o de nuevos preferida
- 4 medidas de cuchara de azúcar
- 2 1/2 tazas de harina
- 1/2 cucharada chica de sal
- 2 cucharaditas de polvo de hornear
- 1 cucharada chica de vainilla
- Azúcar en polvo, para ornamentar

Cocine siguiendo exactamente las mismas normas que en la receta previo y goza!

Puedo realizar pasteles de embudo en una freidora?

Indudablemente, puede realizar pasteles de embudo en una freidora para achicar la proporción de aceite que utilice. Calentar la máquina a 375F y rociar tenuemente con el aceite de cocina. La cesta debe contener precisamente 2 pasteles de embudo al unísono. Para cocinarlos absolutamente y conseguir un exterior dorado especial, va a tardar unos 5 minutos. Ser útil ardiente y salpicado de azúcar en polvo o sus coberturas de pastel de embudo preferidas.

También te puede gustar

Go up

En esta web usamos cookies para el correcto funcionamiento de algunas herramientas que usamos con el fin de mejorar. Leer la política de privacidad